No te vuelvas loco, no necesitas Twitter

No necesitas Twitter, si no quieres ser un referente

Antiguamente, no, no hablo de la época egipcia, sino hace 8 años nada más, lo habitual era que una empresa se abriera perfiles en todas las redes sociales, sin importar que su público estuviera o no allí. Sin saber a quién dirigía los mensajes, sin saber qué pedían sus lectores.

Actualmente, por suerte, los profesionales del sector cada vez vamos cogiendo más peso en las decisiones de los planes de marketing de las empresas, y empezamos a ser piezas clave de dichos planes. Es por ello que ya no están por estar en los canales, sino que se eligen muy bien las redes sociales en las que aparecer, y ofrecer contenido de calidad en cada una de ellas. Diferente además, como tiene que ser.

Uno de los caballos de batalla es Twitter. El estar por estar en esta compleja red social, no vale. Y digo bien, compleja. Porque hay que conocerla bien y meter muchas patadas para dominarla o para sacarle un buen rendimiento. Al cabo de muchos tweets. Pero vayamos por partes.

1.- ¿Para qué quiero estar en Twitter?

2.- ¿A quién me dirijo?

3.- ¿Qué sectores deben estar?

4.- ¿Qué funciona mejor?

5.- ¿Qué no es correcto hacer en Twitter?

Estas y otras preguntas debemos hacernos cuando pensamos en implementar este canal en nuestro plan de Social Media. No todas los negocios necesitan estar, o les interesa estar.

Buscar información o temas de interés en Twitter es arduo, las búsquedas pueden diluirse en millones de tuits innecesarios. Por ello es importante que organicemos en listas, los intereses que seguimos. Que tengamos al menos un par de horas a la semana para “escuchar” a twitter. Que invirtamos otro par de horas (por lo menos) a la semana en interactuar en twitter.

Para saber si debemos estar o no, debemos analizar a la hora de hacer el plan de social media tanto si está nuestro público como si está nuestra competencia, y de qué manera.

Si tenemos contenido propio difundirlo también por este canal, pero adaptándolo, utilizando acortadores tipo bitly, y algunos #hastags. no muchos, dos o tres máximo. Podemos usar alguna foto y etiquetar a personas influencers (aunque a mi particularmente no me gusta que me lo hagan) En este aspecto, abro debate.

Sobre todo Twitter es práctico y muy útil para ampliar tu círculo. Por ejemplo, en el caso de ser una escuela, puede servirte para ampliar tu ámbito o dar a conocer su método en una Comunidad educativa más amplia. Y crearte de esa manera una reputación. Para ello debes participar en diferentes eventos 2.0, tuitear en congresos y ponencias para que cuando la gente busque tuits en referencia al tema, salgas tú.

Si por ejemplo, trabajas un campo muy concreto, debes tener bien identificados a los miembros de ese sector o comunidad, e interactuar mucho con ellos. Por ejemplo pude participar en el salón del caravaning gracias a mi perfil en twitter. Fue gratificante saber que el trabajo que estaba realizando en esa red social había dado el resultado que quería.

Si quieres formarte un poco más y poder utilizar mejor esta herramienta que muchos perfiles, la tienen abandonada, puedes contactar conmigo vía mail o en mi twitter. Te ofrezco formación personalizada o Talleres formativos para aprender más con esta potente herramienta. O acaso decir mucho en 140 caracteres pensabas que íba a ser fácil. ¿Charlamos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *